Conocí el Shiatsu para animales de una forma totalmente casual, pero gracias a él ha mejorado significativamente el vínculo con mis perras y su calidad de vida.

Si hace unos meses os hablaba de la primera parte del curso de Shiatsu para animales que estaba haciendo, ahora que lo he concluido, os quiero relatar mi experiencia tras haberlo terminado y el enfoque hacia las terapias naturales.

Shiatsu para animales

Lo primero que tengo que mencionar es que gracias a este curso he aprendido a utilizar mejor mis sentidos como es el de la vista y el tacto y a confiar más en mi primera impresión.

Situaciones o posturas que veo en mis perras y antes se me escapaban o no sabia darles importancia, ahora entiendo su significado y tengo las herramientas para actuar.

También he aprendido a reconocer que determinados comportamientos están relacionados con órganos y a poder detectar si los tienen sobrecargados o tienen en insuficiencia. Por ejemplo, he aprendido que malestar del hígado puede provocar agresividad, que los problemas en los riñones están estrechamente relacionados con el miedo y que la tristeza tiene relación con los pulmones. 

Con este curso puedo trabajar problemas de ansiedad, agresividad, incontinencia urinaria, diarreas, artrosis… y un sin fin de patologías que pueden acompañar a tratamientos médicos paliando las contraindicaciones de los medicamentos suministrados. 

Shiatsu para animales

Además, determinadas enfermedades leves puedo directamente tratarlas como la gastronteritis o estreñimiento o incluso prevenir otras. 

Lo que más me gusta de esta técnica de la medicina tradicional china es que no es invasiva hacia el paciente y le puede ayudar a relajarse con las técnicas de masajes y estiramientos. 

Gracias al shiatsu para animales, he podido comprobar la idoneidad del pienso que les doy y he podido cambiar hacia una alimentación que les va mucho mejor. Ahora les doy mitad de dieta barf en la toma de la mañana y por la noche les doy el nuevo pienso.

Si necesitas más información acerca de esta dieta, te recomiendo la reseña del libro: “La Dieta Canina de los alimentos crudos”

¿Qué me ha aportado este curso?

En general, he conseguido con este curso permanecer mucho más tranquila ya que puedo conocer el estado físico, emocional y a nivel orgánico de mis perras en cualquier momento y acudir al veterinario si es necesario.

Incluso he mejorado el vínculo que tengo con ellas.

Shiatsu para animales 

Si quieres conocer el estado físico y emocional de tu perro, o quieres aprender a hacerlo, no dudes en acudir a este curso que tanto te puede aportar. 

Y si no tienes tiempo para hacer el curso, pero te interesa todo el tema de las terapias alternativas, no dudes en buscar un buen terapeuta animal que os ayude a conoceros mejor.

Con mis perras teckel voy a aprovechar este curso para poder bajar la ansiedad de Swing, disminuir los problemas de miedo de Pinza y trabajar la zona de la espalda para empezar a prevenir posibles hernias.

Shiatsu para animales

Y en los últimos días, hemos podido ayudar a varios amigos con sus dolencias de alergias, ansiedad, dolores articulares, miedos y diarreas que les estaban afectando en su día a día.

Poder ayudar a otros nos alegra un montón y tenemos la fórmula más al alcance de nosotros que nunca.

Un fuerte abrazo y lametón perruno

Si te gusta el contenido: No te olvides de compartirlo en tus redes sociales y suscribirte al Blog.

Además te puedes descargar nuestra guía

“Tips para trabajar la ansiedad con tu pero”

DESEO SUSCRIBIRME AL BLOG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.