Aunque no es la mejor opción el bañar y secar a tu perro en casa, es la única que tenemos muchas veces ya que nos sorprenden cuando menos nos lo esperamos.

Hoy os traemos los pasos que debemos seguir para darle un buen baño a nuestro perro.

Como bañar a tu perro en casa

Lo primero que debemos considerar es dar un buen cepillado para eliminar los nudos o suciedad que tenga nuestro perro en el manto y ya de paso abrir el pelo para que el champú le penetre mejor.

Si creemos que puede tener los oídos sucios o se los vemos llenos de pelos, podemos limpiarle el pabellón auricular y el oído por dentro con toallitas y productos recomendados para ello. En esta entrada de cómo limpiar los oídos a tu perro, puedes encontrarlo con mayor detalle.

Como bañar a tu perro en casa

Revisa sus legañas, si tu perro suele tener el lagrimal sucio, también puedes limpiárselo con un producto adecuado para ello como el Pretty Eyes de Artero.

También es el momento de revisarle el estado de las uñas: para comprobar cómo tiene los espolones de largo y comprobar que no tiene las uñas largas y que anda cómodamente y no apoyado sobre ellas.

Que tu perro tenga las uñas largas, puede causarle a la larga malformaciones en los dedos de los pies debido a que no apoyan las almohadillas, si no las uñas.

Una vez has revisado bien a tu perro, es hora de bañar.

Introdúcele en la bañera con una superficie antideslizante en la base. Esto le hará sentirse más estable y con ello más tranquilo. Llena un poco la bañera con agua tibia y comienza a remojar todo el cuerpo.

Cuando esté tranquilo, comienza a mojarle con el agua limpia y cuando esté bien mojado, puedes empezar a frotarle con el champú.

Dependiendo del  tipo de pelo de tu perro, podrás bañarle con champú neutro, champú para pelo blanco, para pelo corto o para pelo largo.

Como bañar a tu perro en casa

Atender adecuadamente a las características del manto de tu perro te servirá de gran ayuda a la hora del secado.

Cómo debo secar a mi perro

Debemos prestar atención y cuidado a la hora de secar a nuestro perro. A la mayoría de los perros, si no se les hace una adaptación al secador adecuada, suelen tenerle miedo y salir huyendo.

Puedes quitarle la humedad con una toalla si no tienes expulsor o secar directamente con el secador. Una recomendación, es quitar primero la humedad para así tardar menos en secarle y no dañar la piel con el calor excesivo.

Mientras estés secando el pelo a tu perro, debes ir cepillándo con ayuda de una carda o cepillo de caucho (siempre atendiendo al tipo de pelo) para abrirle el pelo y permitir que seque antes.

Como bañar a tu perro en casa

Si no sabes qué cepillo es el más adecuado para tu perro, puedes revisar esta entrada de qué cepillos uso para Teckel de pelo duro. Si notas que tu perro tiene nudos, deberás usar un cortanudos.

Sobre la frecuencia con la que debemos bañar y secar a tu perro en casa: nuestra recomendación dependerá del tipo de perro y del tiempo que conviva con nosotros dentro de casa.

Para perros que están en nuestro día a día y comparten sofás y camas con nosotros, lo mejor es bañar una vez al mes.

Si tienes dudas acerca de como bañar a tu perro o del tipo de material que necesitas, no dudes en ponerte con nosotros y te ayudaremos.

Nos vemos el próximo día

Un abrazo y lametón perruno.

 

Si te gusta el contenido: No te olvides de compartirlo en tus redes sociales y suscribirte al Blog.

Además te puedes descargar nuestra guía

“Tips para trabajar la ansiedad con tu pero”

DESEO SUSCRIBIRME AL BLOG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.