Siempre tenemos todo preparado para la llegada de nuestro perro a casa, pero no pensamos en cómo serán sus primeros paseos con cachorros.

Por fin podemos ponerle la correa nueva, su collar o arnés y salir a explorar la calle. Pero como siempre pasa, la realidad de nuestros primeros paseos con cachorros es bastante diferente a lo que habías imaginado.

Primeros paseos con cachorros

Lo primero de todo, no te desesperes. Es totalmente normal que tu cachorro no quiera andar atado a la correa y que siente el culo para que no le lleves.

Primer paseo cachorros

Debes pensar que para él es la primera vez que está en un entorno nuevo, va atado y eso le provoca inseguridad

Consejos para el primer paseo con tu cachorro

Algunos consejos que te pueden servir para que tu cachorro se acostumbre a andar por la calle antes de querer dar sus primeros paseos son los siguientes:

Acostúmbrale a su collar o arnés para estar por casa: pónselo días antes para que no le sea del todo nuevo el sonido que desprende al andar o el peso de la hebilla o su chapa identificativa. También será normal si se arrasca en la zona del collar, ya que le molestará y se lo querrá quitar. Si esto sucede, prueba a ponérselo de menos a más tiempo cada día.

¿Sabes si es mejor usar collar o arnés para perro?

Paséale por casa con la correa: Aunque parezca un poco tonto, es la mejor forma de que se acostumbre y no se lleve el susto en su primer paseo. Comienza por paseos cortos por el salón, luego ves añadiendo la cocina o tu habitación y se irá acostumbrando a ir atado de la correa por sitios donde se sienta seguro.

Si conoces sitios tranquilos por la calle que no suelen estar muy transitados, llévale en brazos hasta este lugar y practica con la correa a pasearle por allí. Evita que huela desechos de otros perros por si no estuvieran en las condiciones necesarias, pero es una forma de que pasee por la calle las primeras veces.

Primer paseo cachorros

Anímale a andar y premia cuando lo haga: Si tu perro se queda sentado en el suelo y te mira para no seguir andando, anímale y haz que parezca un juego divertido. Muévete o dile cosas para incitarle a moverse y cuando lo haga, dale su snack favorito. De esta forma asimila el andar con algo positivo.

¿Sabes cuándo comenzar el entrenamiento en cachorros?

Aprovecha las horas en las que hace sus necesidades: de esta forma harás un trabajo combinado de asociar el hacer sus necesidades fuera con la hora del paseo.

Primer paseo cachorros

Si conoces otros cachorros en la misma situación o tu perro adora a tus familiares y amigos: intenta que se unan contigo en estos ratitos para que tu perro se anime a seguirles y olvide que va atado a la correa.

Y si tu perro no es un cachorro pero lleva poco tiempo contigo…

Esta es una nueva situación que cada vez se da más gracias a la adopción de perros. Cuando empezamos un proceso de acogida o adopción y nos llevamos los primeros días a nuestro perro a casa, debemos entender que también es una situación nueva y estresante para este nuevo miembro de la familia.

El consejo principal que te voy a dar es que tengas paciencia y no quieras correr antes de andar.

Para tener unos paseos buenos con tu perro, lo ideal será comprar una correa larga para que tu perro pueda inspeccionar su nueva área y tú no perderle ya que todavía no estaréis adaptados el uno al otro. ¡Nunca lo sueltes!

También te recomiendo que no le lleves a sitios muy concurridos de gente y perros. Podría ser bastante estresante para él y tener algún comportamiento no debido y que tú no esperes.

Lo mejor en la fase de adaptación entre ambos es hacer paseos donde os podáis conocer y disfrutar más el uno del otro.

Lleva siempre a mano sus Snacks favoritos o si ya sabes cuáles son sus caricias favoritas mucho mejor. Premia todos aquellos comportamientos que te gustan y que deseas reforzar.

También te aconsejo acudir a un adiestrador/etólogo para que te ayude con los comportamientos o miedos que pueda tener tu perro. Ponerte en manos de un buen especialista siempre ayuda y evita mayores problemas.

¿Conoces la etología canina?

Y por último, y no menos importante, apórtale tranquilidad y serenidad a tu perro. Que te vea tranquillo y relajado mientras estáis juntos le ayudará y brindará mayor seguridad y una vida mucho más feliz.

Como siempre, espero poder ayudaros.

Un fuerte abrazo y lametón perruno

 

Si te gusta el contenido: No te olvides de compartirlo en tus redes sociales y suscribirte al Blog.

Además te puedes descargar nuestra guía

“Tips para trabajar la ansiedad con tu pero”

DESEO SUSCRIBIRME AL BLOG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.