Hola Amigos!

¿Crees que cuando un perro no se comporta como quieres, ya no tiene solución?
Modificar la conducta de tu perro es posible siempre que tengas las herramientas adecuadas.

Aquí os dejo la historia de mi perra Swing, que paso de ángel a demonio para convertirse en ángel de nuevo…

Modificación de la conducta en perros
Los inicios con Swing


Swing fué adoptada por nosotros en Enero de 2015, tras perder a su anterior dueño. Nosotros la conocíamos como una perra tranquila y sumisa que no se movía de su cama de tela y ni tocaba sus juguetes. Siempre tuvo miedo de las personas y tenía que pensárselo mucho antes de acercarse a un humano por primera vez.. 

Cuando vino a vivir con nosotros, no pensábamos que le pudiera cambiar tanto el carácter: pasó a convertirse en una perra arisca, escapista, desobediente y que no paraba de ladrar a todo aquello que se le acercaba.. 

Primeros momentos de relación


La relación entre Pinza y Swing no era nada buena (por temas territoriales en casa) y teníamos miedo de que pudieran hacerse daño. Aunque Swing se enamoró de mi marido a primera vista (le adora) tenía muchas manías difíciles de tratar y eliminar.

El primer mes en mi casa nos destrozó el sofá de no más de dos años de antigüedad y a los dos meses siguientes nos devoró los cojines del salón. Estábamos ya casi desesperados cuando nos apuntamos a un curso de adiestramiento que dan en Verdecora con Roncescan perros de ayuda..

El equipo desarrolla una labor estupenda y saben entender y solucionar los problemas de los canes y sus dueños. Tras mucho trabajo por parte de mi marido, Swing se ha tranquilizado bastante y podemos dejarla sola con Pinza (sin miedo a que se hieran) y alguna vez sola de nuevo en el salón (contadas ocasiones, pero alguna se va dando..)

Swing en la actualidad

 

Hoy en día, podemos decir que Swing es la perra tierna, cariñosa, obediente y juguetona que no esperábamos. El papel que juega con Pinza es el de protegerla y ambas forman una pareja de lo más pintoresca.

Lo más importante para este cambio ha sido saberla poner unas normas, darle la disciplina que necesitaba, seguridad y cariño

Aquí teneis otros casos reales que han sido noticia recientemente:

SR Perro – La rehabilitación de Justice 

Os pongo algunas fotos que recomponen la historia que os acabo de contar.

¿Vosotros tenéis algún tipo de problema semejante con vuestro perro? ¿ha roto o destrozado algún mueble de la casa?

Nos vemos pronto!

2 comentarios en “Modificación de la conducta en perros”

  1. Swing es guapa guapa!! me recuerda mucho a nuestro Keko. En nuestro caso tenemos en acogida a un teckel de dos años que iba a ser sacrificado, nosotros ya teníamos dos perros en casa, una teckel mestiza de 8 años, también adoptada desde los 6 meses de edad y esterilizada y un westy macho que vino después y que tiene 7 años sin esterilizar ( es un bendito no tiene ningún instinto) Keko el Teckel de dos años fue esterilizado hace unos meses y la adaptacion fue un poco complicada, pero la Kuna la teckel hembra marco su liderazgo sobre el nuevo miembro de la manada, sin embargo Kike ( el westy) que es un dulce y tiene un caractrr muy blandito no. Hasta hace poco Keko ( el teckel joven) lo marcaba y lo tenia un poco acogotado, cada vez que pasa a su lado le gruñe pero hace unos dias los ha atacado llegando a morderle sin motivo aparente y estando en la calle sueltos, estamos preocupados por que ademas de querer que exista una convivencia normal creemos que los ataques son por cause de celos y nos sabemos como manejar esta situación, enviar de nuevo a Keko a la asociación de donde lo tenemos en acogida nos rompería el corazón y realmente querríamos ver si tiene arreglo este problema. No tienen problemas a la hora de comer en el mismo lugar, duermen en la misma habitación y hasta ahora la relacion no era perfecta pero al menos no habia habido ataque ( y digo ataque por el westy no lucha) con mordisco.

  2. Hola!
    ¿Cómo están los perretes? ¿Hubo heridas de gravedad o infectadas?
    Ante todo, siento tu situación ya que verse pelear a tus perros es algo duro y asusta mucho.
    De primeras te dirira, que observases qué estaba haciendo el Westy en ese momento. ¿Estaba marcando algo que ya había marcado Keko? Creo sin lugar a dudas que son problemas de territorialidad, intenta llevar atado a Keko en los paseos para poderle corregir cuando se lance a morder o incluso sácale con bozal para que no llegue a morder.
    Por favor, sígueme contando tu situación.

    Gracias por escribirme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *